Metodología

Metodología

Los diarios financieros no son diarios que las familias llenen con información propia de algún tipo. Más bien, los investigadores visitan a las familias cada dos semanas para entrevistarlas con respecto a su actividad y los eventos financieros en sus vidas. Durante estas entrevistas, entrevistadores calificados preguntan todo acerca de los ingresos, los gastos y las transacciones que realizan los miembros del hogar con instrumentos financieros (por ejemplo, ahorrar en casa, pedir un préstamo a un banco, crédito a plazos).

En los proyectos más reciente de los diarios financieros, los investigadores guardan la información en una base de datos personalizada en tabletas electrónicas. Antes de adentrarse en los detalles de cuánto gastó cada miembro de la familia durante las dos semanas anteriores y cómo lo gastó (las entrevistas de flujo de efectivo), recolectamos información demográfica del hogar y su historia familiar, así como de activos físicos y fuentes de ingreso. Las entrevistas detalladas de flujo de efectivo se guían con esta información inicial, la cual se utiliza para generar un modelo del flujo de efectivo único para cada familia.

La naturaleza altamente frecuente del estudio y el hecho de que los investigadores deben visitar a las familias en un área geográfica relativamente cercana restringe el tamaño de la muestra a un aproximado de treinta familias por investigador. Además, debido al compromiso temporal intensivo del proyecto —pues se realizaban entrevistas con duración de una hora cada dos semanas— y la preocupación de una posible deserción, no elegimos los hogares al azar. También se eligieron los hogares intencionalmente para proveer de amplitud a la muestra. En los diarios financieros de pequeños agricultores, por ejemplo, los hogares se seleccionaron para obtener muestras con diversidad de cultivos o de métodos de irrigación.

El tamaño y la selección de la muestra es cualitativa, aunque la información obtenida de cada hogar es cuantitativa por naturaleza y genera miles de datos individuales de flujo de efectivo. La base de datos de los Diarios Financieros de México, por ejemplo, contiene más de 220,000 datos individuales de flujo de efectivo.